Amilopectinas

Escrito por 

En las ultimas etapas de las sesiones de entrenamiento, en esas veces que sientes que te desmayas por no poder llegar a la decima repetición en una sentadilla libre, la disminución de glucógeno muscular en combinación con los bajos niveles de glucosa sanguínea estimularán la glucogénesis a partir de la proteína de tu preciado tejido muscular. En particular los aminoácidos de cadena ramificada de tus músculos serán catabolizados para proveer de energía. Debido a que los BCAAS liberados del hígado pueden estar reducidos o la captura del tejido muscular puede aumentar, los niveles sanguíneos de BCAAS disminuyen rápidamente con lo que viene una perdida de tejido muscular y la aparición de fatiga central por el aumento del triptófano en su forma libre y la disminución de los BCAAS. Los niveles elevados de triptófano están relacionados con la formación de serotonina, un neurotransmisor en el cerebro relacionado con la fatiga.

Los bíceps o piernas que te ha costado ganar, pueden ser la energía que utilizarás si tu plan de dieta es incorrecto. Para disponer de la suficiente glucosa a la hora de entrenar que impida que nos situemos en un entorno hormonal catabólico, contamos con los depósitos musculares de glucógeno. Pero ¿hay manera de que se repongan al 100% si encadenamos sesión tras sesión de pesas en una misma senana? Las AMILOPECTINAS pueden ser la clave.

Los carbohidratos son uno de los suplementos de primera necesidad, si de crecer magro se trata.

Los carbohidratos representan una de las formas menos caras de energía, siendo el suministro principal de calorías en el mundo entero; cada gramo de éstos, aporta 4 Kcal. Aunque pudiera ser menor, por el gasto que hacemos de energía al metabolizarlos. Los carbohidratos son compuestos orgánicos que contienen carbono, hidrógeno y oxígeno y se utilizan desde la dieta en forma de alimento, hasta en bebidas y barras deportivas. Aportan el 40% de los requerimientos de energía durante el reposo, con cerca de 15 a 20% utilizado por la masa muscular. Para los amantes del físico y puesta en forma, los carbohidratos se convierten en la fuente preferida de energía, mientras mas intenso es nuestro entrenamiento mayor es el porcentaje de contribución energética de los carbohidratos. Además está demostrado que si tomamos una bebida de carbohidratos antes, durante y después de los entrenamientos (periodo o suplementación perientrenamiento) la reposición del glucógeno gastado es mucho más eficiente. Anteriormente se utilizaban bebidas con carbohidratos de alto índice glucémico para elevar los niveles de insulina, cuyo resultado es meter glucosa a las células, ejemplos de ello son bebidas con glucosa y dextrosa que ayudan a tener como resultado la reparación y construcción muscular. 

Pero los últimos estidios realizados han constatado que LOS CARBOHIDRATOS DE ALTO PESO MOLECULAR SON MEJORES PARA REPONER EL GLUCÓGENO DESPUÉS DEL ESFUERZO.

 

CARBOHIDRATOS DE ALTO PESO MOLECULAR (HMW)

cachasLos HMW (carbohidratos de alto peso molecular por sus siglas en ingles High Molecular Weight) tienen un peso molecular de 500000 a 700000 daltons (el de la dextrosa es de aproximadamente 180). Con estos datos podemos notar la diferencia entre los HMW y la dextrosa o carbohidratos de bajo peso molecular. La osmolalidad de un HMW es de 11m0m/kg en una solución al 5%, osmolalidad muy inferior en comparación a la de la sangre que es de 300m0m/kg. Con una osmolalidad tan baja los HMW son hipotónicos, y cuánto mas hipotónica es una solución, más rápido pasa desde el estomago hasta el intestino delgado (absorción a través del borde en cepillo del epitelio que recubre las vellosidades). Ésto tiene como beneficio una disminución muy marcada o nula en la perdida de masa muscular y en la reposición del glucógeno gastado.

El Dr. Hultman en un estudio realizado en el Departamento de ciencias medicas de la Universidad de Uppsala en Suecia, comparó la tasa de síntesis de glucógeno muscular durante 2 y 4 hrs. después de la depleción de glucógeno, con una bebida con un polisacárido de peso molecular entre 500000 y 700000 daltons (bebida C) y otra con monosacáridos y oligosacaridos de glucosa con un peso molecular de 500 (bebida G) con una osmolalidad de 84 y 350 mosmol/l respectivamente. Los datos obtenidos demuestran que la osmolalidad de la bebida de carbohidratos influye en la tasa de resíntesis de glucógeno después de su agotamiento por medio del ejercicio.

El maíz ceroso es una gramínea de la familia Zea maysm, es un carbohidrato de alto peso molecular encontrado en China en 1909 y en el año de 1922 se encontró que el endospermo del maíz ceroso contenía solo amilopectina sin amilosa, característica que lo distinguió de las demás variedades de maíz. Esto puede deberse a un defecto metabólico que evita la síntesis de amilosa en el endospermo.

Con estas características este tipo de carbohidrato pasa un 80% mas rápido por el estomago que la dextrosa, lo que permite un restablecimiento mucho más rápido de los niveles de glucógeno perdidos durante le entrenamiento y además actúa como transportador de las otras sustancias anabólicas y anticatabólicas como los propios BCAAS y los electrolitos, que deben ser agregados en las cantidades adecuadas, ya que de lo contrario disminuye el peso molecular de la bebida y esa velocidad de absorción se ve disminuida. Por lo que no no es recomendable mezclar las amilopectinas con suero de leche o con cantidades excesivamente grandes de creatina y aminoácidos.

¿ CON QUÉ PODEMOS COMBINAR LAS AMILOPECTINAS ?

Una combinación efectiva es:

BCAA'S (aminoácidos de cadena ramificada), para disminuir la fatiga central y la perdida de masa muscular (recordemos que estos aminoácidos son decisivos en la síntesis de proteínas sobre todo la leucina, que es el aminoácido orquestador en la síntesis de proteína), un toque de GLUTAMINA y si se puede, por qué no, calcio, magnesio, sodio, maltodextrina, beta alanina, algunos insulinomimetizadores (picolinato de cromo, R-Ala) y el glicerol y por supuesto AGUA, para hiperhidratar a las células musculares y tengan el entorno anabólico perfecto.

EL SUERO DE LECHE ¿ LO PUEDO AGREGAR PARA DESPUÉS DE ENTRENAR JUNTO CON LAS AMILOPECTINAS ?

Al agregar cantidades excesivas de aminoácidos o de proteínas como el suero con una osmolaridad más alta, la osmolaridad total de la bebida cambia; disminuye su absorción y ya no seria tan eficaz (un concentrado de suero tarda 2 horas en promedio en ser metabolizado). La recomendación es agregar sólo los ingredientes que se mencionan en la pregunta anterior; éstos al ser aminoácidos solos en su forma simple o libre, se absorben al instante (sin necesidad de ser digeridos). 

ver SUPLEMENTOS AMILOPECTINAS

Visto 1296 veces
Fernando Lorenzo

ENTRENADOR PERSONAL y NUTRICIONISTA DEPORTIVO

Técnico Superior en Dietética

Master en Nutrición y Dietética Aplicada

Especialización: Nutrición y Actividad Física

Maestro Nacional de Culturismo y Fitness

Maestro Nacional de Musculación y Powerlifting

facebook icono

Sitio Web: www.dietistamovil.com